CLUB

El Club

Tras varios años realizando actividades en montaña, un grupo de amigos se une para crear el Club Muntanya Vila-real, firmando el acta fundacional el 11 de febrero de 2000.

Varios son los motivos que nos llevan a crear el Club Muntanya Vila-real, entre otras, acercar la naturaleza y el mundo de la montaña a la gente de Vila-real al igual que a cualquier persona u colectivo con inquietudes similares o la superación personal que consigue el individuo afrontando cada vez  objetivos de mayor envergadura.

Desde el Club Muntanya Vila-real siempre hemos entendido el montañismo como una actividad atípica en relación al conjunto de deportes que se practican habitualmente. Casi todos disponen de reglamentos, normas y unos objetivos claros que permiten evaluar una buena o mala actuación o el nivel conseguido, es decir, disponen de reglas escritas, cronómetros, marcadores, etc.

La actividad en montaña no dispone de reglas fijas ni se mide con instrumentos exactos. No es sólo subir o bajar una cumbre, sea esta alta o baja, existen otras variables. Por dónde se ha subido, en qué condiciones, de qué manera, motivaciones personales, el anonimato de los resultados e incluso en la gran mayoría de casos el más mínimo reconocimiento social.

Todo este conjunto de subjetividades convierten  al montañismo en un deporte que además de requerir esfuerzos psíquicos  y físicos importantes, exige enormes dosis de intimismo, humildad y solidaridad.

Las reglas del juego del montañismo, como hemos indicado, no están escritas, pero la forma en como hay que practicar el montañismo, el montañero las conoce y respeta, ya que flotan en el ambiente.

Por todo ello, desde el Club Muntanya Vila-real apoyamos a todas aquellas personas que realizan actividades en montaña con la humildad, solidaridad y como no, con el respeto que la montaña merece y por tanto extienden esa actitud a la vida cotidiana.